Inicio >> Estado >> Rescate de Valsequillo sigue empantanado

Rescate de Valsequillo sigue empantanado

 

A más de dos años de haber comenzado la administración estatal, el proyecto más ambicioso del marinismo, el Rescate del Lago de Valsequillo sigue empantanado, pues a la fecha no ha sido integrado en su totalidad.
Carlos Albicker Albicker, delegado en Puebla de Semarnat indicó que el Gobierno federal apoyará el saneamiento, sólo si se cuenta con un proyecto integral, que contemple un desarrollo para comunidades de escasos recursos y no sólo beneficios para algunos particulares.


En entrevista, el funcionario federal manifestó que hasta la fecha, la federación, no ha sido informada respecto de los alcances técnicos que el proyecto plantea, lo anterior, a pesar de que se ha pedido el apoyo de la administración calderonista para poder llevarlo a cabo:


“El proyecto hasta el momento no cuenta con un nivel de proyecto ejecutivo. No hay un análisis de cuantificación de detalle. Se requiere de un proyecto global, cuantificación de obra con exactitud, mediciones con parámetros volumétricos, esto está en proceso.”


En su opinión, hasta el momento el Gobierno del estado ha manifestado el qué, sin embargo, falta profundizar en los comos, esto según los alcances que la administración estatal desea lograr.


Al respecto, dijo que si lo que se busca es el saneamiento del vital líquido para poder utilizarlo como agua de riego y eventualmente para un uso potable, no basta con la colocación de plantas tratadoras a lo largo de los causes de los Ríos Atoyac y Alseseca, como lo ha planteado el Gobierno del estado:


“El proyecto no es tan simple como nada más poner plantas, implica colectores pluviales, colectores de drenaje, plantas de tratamiento. Sin embargo, hay que entender que hay poblaciones que están a lo largo de la microcuenca que tienen descargas y que no es posible que en cada una de esas poblaciones haya una planta. Entonces tenemos que plantear una estrategia en donde estas comunidades tengan métodos tradicionales, por ejemplo humedales, para que las aguas vengan tratadas y no pretendiendo poner en cada una de las descargas una planta mecánica con equipos, demás que sería una inversión alta que sería inviable.”


El funcionario dejó en claro que el rescate de la presa debe ser detonante del desarrollo humano, es decir, que se vuelva un mecanismo para abatir la pobreza en la zona, además de evitar el deterioro ambiental, ya que de otra forma no sería un proyecto viable, sobre todo si implica un beneficio para algunos particulares: “Tendrá que considerar un beneficio de desarrollo humano, desarrollo de las comunidades, de la agricultura, de la ganadería, el ecoturismo y también del desarrollo urbano y sus beneficios.”


Asimismo, consideró que el saneamiento es posible hasta cierto parámetro, que es convertir el agua contaminada en un elemento para el riego: “Nadie se va a meter al agua para tomarla. Se trata de un proceso ambicioso que debe trascender la administración, lo importante es iniciar y hacerlo bien.”

 

 

Notas relacionadas:

 

- Imposible, desazolvar Valsequillo: SMRN

 



     PUBLICIDAD