Inicio >> Columnistas >>Tiempos de Nigromante

Columnistas

   

Tiempos de Nigromante
de Arturo Rueda

[email protected]


 

 

 

 

El Tigre fue degradado a lindo minino

 

 

 

Se dice en el derecho civil que lo accesorio sigue la suerte de lo principal. En carne propia le tocó vivirlo a Humberto Aguilar Coronado, destituido el fin de semana como vicecoordinador de la fracción panista en el Senado por su relación con Santiago Creel, defenestrado hace poco más de un mes a causa de sus escándalos mediáticos, su poca cercanía con el Presidente Calderón y su enfrentamiento con Televisa.

 

Los políticos tienen caídas para arriba, dicen en el argot, pero no podría afirmarse que algo así le pasó al Tigre, quien en los dos últimos años apostó por llegar a Casa Puebla desde los apoyos nacionales, relegando el trabajo al interior del estado. Ahora, de proseguir en su causa imposible, Humberto Aguilar podrá irse a recorrer municipios y rancherías en franca desventaja con Rafael Moreno Valle, pero ya sin esperar que su amistad con Creel le consiguiera “la pinche señal” de Felipe Calderón.

 

Humberto Aguilar Coronado nunca ha tenido opciones reales de alcanzar la candidatura panista al gobierno estatal, aunque por supuesto, al marinismo le encantaría verlo en las boletas electorales del 2010. Sería algo así como el “rival más débil”, frente a la cotizada figura morenovallista. Desde principios de año, medios oficiosos comenzaron su promoción que alcanzó su cenit en un festejo cumpleañero en el Salón Tres Marías. Sin embargo, sus pobres números en las encuestas y su inexistente trabajo al interior del estado provocaron hasta el abandono de sus promotores.

 

El Tigre, sin embargo, se mantenía en la lucha. Cuando le cortaron la cabeza a Creel, festinó que el presidente nacional del PAN, Germán Martínez, lo ratificara como vicecoordinador de la bancada para trabajar con Gustavo A. Madero. Aguilar Coronado lo dijo en público: la caía de Creel no es la mía. “No es mi tumba política”

 

Pero de bajada las sandías se acomodan solas. La guadaña alcanzó a Humberto en medio de los trabajos de la Tercera Reunión Plenaria de la bancada del PAN en Ixtapa. Ahí, Gustavo Madero anunció los cambios a sus compañeros: Aguilar Coronado fue desplazado como la mano derecha del coordinador, y así como no humillarlo, le dejaron el huesito de la Subcoordinación del Proceso Legislativo (¿¿¿???).

 

Los días de gloria en la política nacional de El Tigre viven horas bajas. Lo mejor de todo es que ahora, en lugar de reunirse con la clase financiera y política del país para asegurar las grandes reformas estratégicas de Calderón, podrá pasar sus días en Palmarito Tochapan para hacer precampaña. Nada más que en veinte años podrá alcanzar la operación que Moreno Valle tiene en el estado.

 

Otra opción: Aguilar Coronado podrá dedicarse también al club de losers llamado el TucoMV, por aquellos de Todos Unidos Contra Moreno Valle. Sí, ese cementerio de los elefantes donde languidecen Ana Teresa Aranda, Genaro Ramírez, Ángel Alonso Díaz Caneja y el mismo Tigre, mientras Moreno Valle les pasa por encima.

 

 

*** Huele mal el nuevo crédito del Soapap. “Cuando el Dr. Macip llegó a sustituir al Ing. Palomino en la dirección del organismo, supuestamente sanearía las finanzas del mismo, sin embargo a año y medio de este cambio de estafeta me doy cuenta que estábamos mejor cuando estábamos peor, esto lo digo porque Banobras acaba de autorizar una línea de crédito de mas de 2 mil millones de pesos, misma línea que supuestamente no iba a tener comisión por apertura de crédito, lo cual también fue mentira ya que dicha comisión es de nada más 10 millones de pesos. El ventajoso trato no termina ahí tiene un periodo de gracia de 36 meses, claro cuando la actual administración haya dejado el cargo, ahí que se encarguen de pagar otros.

 

“Esto es sola una entre las muchas irregularidades que se practican en el  organismo, que como ya se sabe realmente dirige el Coordinador general, ya que el Dr. Macip se dedica a turistear y a sus negocios personales todo a cargo del Soapap y si eso hace la cabeza que no harán los demás. Por ejemplo el titular de la Coordinación General metió tanto a nómina a algunos y otros por honorarios a la gente que de por sí trabaja en su despacho con él y sólo se dedican a trabajar para los negocios personales de Laureano García Rascón con sueldos superiores a 27 mil pesos pero ahora con cargo al Soapap.

 

“Así como estas hay muchas más y si me atrevo a denunciarlo es por coraje de que siempre el único interés que mueve a los dirigentes es enriquecerse a cuenta de los ciudadanos”.

 

 

> Columnas anteriores

 

 


       

 



     PUBLICIDAD