Inicio >> Columnistas >>Tiempos de Nigromante

Columnistas

   

Tiempos de Nigromante
de Arturo Rueda

[email protected]


 

 

 

 

Meza rompe con la (ex) burbuja

 

 

Carlos Meza es un abogado excelente con perfil polémico. Aunque nuestra relación no ha estado exenta de diferencias, siempre he reconocido en él a un político talentoso que mucho bien le haría a la desatinada administración marinista. Amigo personal del gobernador, durante la campaña del 2004 se encargó de la defensa jurídica del voto, y en los días previos a la presentación del gabinete estatal su nombre inevitablemente aparecía en todas las listas: Gobernación, la Procuraduría e incluso la Coordinación Jurídica. Los plazos se cumplieron y nunca arribó al gobierno: se dijo que ante el inminente retiro de Pacheco Pulido se convertiría en Presidente del Tribunal Superior de Justicia.  La hipótesis tampoco se verificó.

 

A pesar de aparente corto circuito con el marinismo, Carlos Meza nunca se bajó del barco y mantuvo su apoyo al mandatario, aún en los días más difíciles del escándalo Cacho, cuando en voz alta asumió la defensa jurídica de Mario Marín. Pero los días felices no volverán. En un artículo publicado ayer en Milenio Puebla y La Jornada de Oriente con motivo del aniversario 79 del tricolor, el notario relata una historia sobrecogedora sobre un aspirante al gobierno estatal que presume tener ya la bendición de Mario Marín, con lo que el régimen organiza una cargada a la que el notario, según el mismo artículo, no planea sumarse a pesar de las acusaciones de rebelde.

 

He aquí la larga pero imprescindible cita del artículo en cuestión:

 

“Hoy a 79 años de nuestra fundación, a casi 10 años de aquella contienda interna que “abría” a la democracia interna a nuestro partido, poco o casi nada ha cambiado.

 

“Hace  unos días, me reuní con un personaje de mi partido, quien me aseguró que el Gobernador Marín ya tenía candidato a la Gubernatura y que ese era él, ¿Qué les parece?; Que necesitaba de Alianzas y “pactos de sangre” para que los designios del Señor se cumplieran a cabalidad, por supuesto ya daba por hecho que contaba conmigo ¿no les parece sorprendente?

 

“Por supuesto que mis comentarios y remembranzas a sus “lealtades” fueron abundantes, no podía salir de la sorpresa por la seguridad con la que me hablaba de sus planes a futuro, es más hasta Secretario de Gobernación de su futuro Gabinete, en esa amena charla me había nombrado.

 

“Debo decirles que en sus ensoñaciones, no faltaron las amenazas veladas: “Tu sabes Carlos, que el Gobernador quedo como un chingón, que le hicieron los mandados con el caso Lydia Cacho y que no va a permitir que sea otro el candidato si no soy yo, eso si le encabronaría…”. “…a los pendejos(as) que quieren, los vamos a chingar…”. Por supuesto que sus comentarios me provocaron “pesadillas”.

 

“Nombres de adelantados y de futuros contrincantes de mi amigo abundaron; En cada caso había una razón que los descalificaba y esa era que: “se la debían al patrón (sic. Su patrón?) y se las iba a cobrar tarde o temprano”. En pocas palabras, “óyeme Juan que le estoy hablando a Pedro”. Más claro el mensaje… ni el agua. No tenga usted la menor duda, que el revire de mi parte vino de inmediato y le comenté que en mí caso se pusiera la sábana de muerto ambulante con otros, conmigo no surtían efecto alguno sus amagos de destierro o de entierro político.

 

Lo que les estoy relatando no es una escena de “La Ley de Herodes”, les juro que no, esto sucedió y fui yo quien lo viví.

 

“¿Cómo puedo, entonces, festejar 79 años de nuestro aniversario, cuando el jefe de los Diputados Federales es Emilio Gamboa Patrón, aquél servil Senador que le prometió a Kamel Nacif que no se aprobaría una ley que no era del agrado del verdugo de Lydia Cacho? ¿Cómo festejar nuestro aniversario, cuando Manlio Fabio Beltrones, hoy es el héroe de la película, “chingao”?; ¿Cómo festejar, si los Gobernadores de mi partido ven con buenos ojos la reforma energética y la entrega de nuestro petróleo, de nuestro gas y nuestra energía eléctrica? ¿Cómo, si los vetos a los no alineados y los mensajes soterrados, por mal portado, rebelde y autocrítico, siguen siendo una constante?

 

“¿Cómo, si la desvergüenza y la falta de oficio político es el emblema de nuestro dirigente estatal?

“De antemano si les digo, que no serviré ni me prestaré a la cargada que se gesta y avecina, ni apoyare a quienes confunden la gratitud y la lealtad, con la sobrevivencia, ni me prestare a defender más a quienes no solo no lo merecen, sino que nunca valoraron estos conceptos; por el contrario estaré del lado de la prudencia, de la firmeza, de la valentía y del respeto a nuestro instituto y al cumplimiento de sus principios fundamentales, seré el primero en oponerme a las imposiciones anunciadas. Que no les quepa la menor duda, aunque con ello, en el futuro inmediato…  me tundan a coscorrones”.

 

¿A qué personaje se refiere Carlos Meza en su historia? ¿Será Javier López Zavala? ¿Por qué los calificativos contra Valentín Meneses? ¿Será que Meza ya también milita en el bando de los RBD´s del tricolor?

 

Lo repito: a pesar de nuestras diferencias, encuentro subrayable su actitud. Y es que si Carlos Meza tiene algo, son cojones.

 

 

*** Un mail que se le olvidó publicar a Enrique Núñez. Un amable lector nos hace el favor de reenviar un comentario que el director de Intolerancia olvidó publicar:

 

“Sr. Enrique Núñez: le envío un saludo y le pido publique el siguiente comentario. El periodismo poblano  poco ha cambiado o tal vez siempre ha sido el mismo y usted es una prueba fehaciente de ello, en su programa de radio( por cierto debería tomar algunas clases de ortofonía) y en su columna  en el diario hace exactamente lo mismo: ofende, denosta , ataca y muy pocas veces investiga.

 

“Usted cree que siendo beligerante se gana audiencia o lectores y eso es falso, la crítica debe estar acompañada  de sustento, de conocimiento, parece que la lección de periodismo que la señora Denisse Maerker luego del multicitado y no olvidado caso Cacho- Marín le dio en cadena nacional no le sirvió. Pruebas de que  usted solo atiende a intereses es porque nunca menciona nada de Fernando Morales  Martínez cuyo único merito- si lo es- se refiere a ser hijo de un ex gobernador  y su afición por el escándalo además de otros vicios, sino realice una investigación seria de lo ocurrido  el 2 de mayo de 2006 en la calle Havre y Versalles en la Zona Rosa de la Ciudad de México donde un Grand Marquis Police Interceptor blanco blindado con placas 359- SYL cuyo dueño es  también conocido en la región de Serdán como "El parricida" se vio implicado en un asunto de portación de armas de uso federal y luego de forma impune o mejor dicho con un soborno quedo libre.

 

“Si lo hace mi reconocimiento y por último si usted lo permite por espacio, parece que su fijación por Moreno Valle es algo mas que asunto periodístico, y no se si el le paga por esa propaganda negra o luego del pavor que le tienen en Casa puebla a usted lo envían de correo, por cierto vea El Padrino y que le pasó a Lucca Brazzi. El disiento con elementos se llama debate, gracias”.

 

Servido.

 

 

> Columnas anteriores

 

 


       

 



     PUBLICIDAD