Inicio >> Columnistas >>Tiempos de Nigromante

Columnistas

   

Tiempos de Nigromante
de Arturo Rueda

[email protected]


 

 

 

 

El derecho de veto del gobernador

 

 

La idea transgresora fue lanzada por una diputada priísta: Rocío García Olmedo pidió que el gobernador Mario Marín ejerza su derecho de veto constitucional para frenar la llamada “Reforma Bailleres”, también conocida como Ley de la Familia. Idea transgresora, por supuesto, ya que implique que el gobernador desconozca una iniciativa proveniente de su partido, y que también lo obliga a probar su filiación juarista, ampliamente presumida por el mandatario. Si el gobernador Marín decidiera ejercer su derecho de veto, prácticamente sería imposible sumar a los legisladores necesarios para vencerlo. Entonces, Bailleres haría el coraje de su vida al perder la posibilidad de pasar a la historia, aunque sea como un conservador.

 

Es altamente improbable que Marín decida ejercer su derecho de veto, y más bien parece una provocación de la valiente Rocio García Olmedo. Pero no es la única mujer que piensa así. En esta ocasión presento a los lectores una carta abierta de una ciudadana poblana, quien pide al columnista ceder su espacio diario para que la voz ciudadana pueda ser escuchada. Sea.

 

 

“C. LIC.
MARIO P. MARÍN TORRES
GOBERNADOR CONSTITUCIONAL
DEL ESTADO DE PUEBLA
P R E S E N T E

 

“Me permito dirigirme a Usted como mujer, como madre soltera y como cabeza de familia para pedirle que en términos de lo que establece el artículo 64  fracción IV y 65 de la Constitución Política del Estado Libre y Soberano de Puebla, se sirva hacer observaciones al proyecto aprobado en el Capítulo V para reformar la Constitución Política  del Estado de Puebla.

 

“Soy una madre de familia no convencional, es decir, madre soltera que debido a las circunstancias  de mi vida he formado una familia sola, luché por conservarla a pesar de las dificultades que estar en esta posición implica. Actualmente vivo con una pareja desde hace varios años y esta reforma me afecta porque nos dice que no somos una familia basada en un contrato civil como lo es el contrato del matrimonio, que es lo que los legisladores poblanos firmaron.

 

“Yo creo que el aborto es el crimen más horrible, espantoso y a sangre fría que se puede cometer. Incluso estoy en contra de la píldora del día siguiente por considerarla abortiva. Pero eso no es una razón para legislar en contra cuando haya una violación. La violación a las mujeres Sr. Gobernador es el crimen más vergonzoso y humillante que existe y si además después de haber sufrido esta violencia extrema se tiene que vivir día a día con el fruto de ese recuerdo de humillación diaria es lo más tremendo que una mujer puede vivir. Cierre los ojos e imagínese una mujer golpeada, sobajada y humillada hasta lo más “profundo de sus entrañas soportando esa vejación. Un mes después imagínela recibiendo la noticia que está embarazada como resultado  de ese acto vergonzoso. Piense en su dolor, piense en el rechazo a ese embarazo. Ahora imagínese que es su hija o su esposa.

 

“No quiero que se haga del aborto algo fácil, como sucede en algunas partes del mundo donde es más fácil hacerse un aborto que sacar una licencia. Eso jamás.. Eso es un crimen y no debe ser permitido.

 

“Por estas razones Señor Gobernador le pido que ejerza su derecho al veto y no publique la reforma en cuestión. Devuélvala al Congreso para que sea analizada, se hagan foros de debate y opinión de la ciudadanía y se discuta nuevamente. Defienda nuestro derecho de ser escuchados, defienda nuestro derecho y nuestra libertad de vivir de acuerdo con nuestro propio modo de vida.

 

“Muchas gracias

 

Una Poblana que todavía confía en su Gobernador”.

 

 

 

> Columnas anteriores

 

 

 

 


       

 



     PUBLICIDAD