Inicio >> Columnistas >>Tiempos de Nigromante

Columnistas

   

Tiempos de Nigromante
de Arturo Rueda

[email protected]


 

 

 

 

El fondo subyacente en la encuesta del CISO

 

 

De acuerdo con la encuesta publicada ayer en este espacio, Javier López Zavala adelanta al resto de aspirantes a la gubernatura. No podría ser de otra forma luego del uso y abuso de la estructura gubernamental de la que dispone el delfín desde hace dos años. Si el dinero del combate a la pobreza está destinado a la construcción de una candidatura, y amplias franjas de la burocracia estatal –léase maestros y médicos- por imposición o conveniencias han decidido otorgarle su apoyo, sumado a que la minoría rapaz de empresarios han decidido inyectarle recursos al Proyecto Z para continuar la explotación del presupuesto estatal, raro sería que el secretario de Desarrollo Social no ocupara el primer lugar en las encuestas serias, como la proveniente del certero CISO. La discusión de si con tal inversión debería tener una mayor ventaja del resto de los competidores no tiene sentido: en los rubros de conocimiento y mención expresa ocupa la delantera guste o no.

 

Y sin embargo, su delantera todavía es frágil respecto de los otros aspirantes a la candidatura tricolor. Si estos fueran los resultados finales presentados por María de las Heras en el mes de septiembre, el PRI inevitablemente tendría que convocar a una consulta a la base. Recordemos que el primer acuerdo al que se llegó en la mesa de aspirantes con la cúpula tricolor fue que, además de contratar a Demotecnia, el requisito para alcanzar una candidatura de unidad era que el aspirante mejor posicionado le sacara por lo menos 10 puntos de ventaja al segundo lugar. Y de acuerdo con los números del CISO esto no ocurre todavía.

 

Veamos: en el rubro de conocimiento Javier López Zavala obtiene 65 puntos mientras que Blanca Alcalá llega a los 61 puntos y Doger al 56 por ciento de las menciones. Es decir, el delfín marinista no llega a la ventaja de los diez puntos. El pelotón se cierra en los rubros de intención de voto. En el segmento de aquellos que “declaran conocer al aspirante”, el 62 por ciento de los encuestados aceptaría votar por Javier López Zavala. Doger y Alcalá tiene un empate técnico con 56 por ciento de las menciones. La ventaja del secretario de Desarrollo Social es únicamente por seis puntos.

 

La intención de voto con respecto del tamaño de la muestra, es decir, conozcan o no al aspirante, abre un poco más la brecha pero no lo suficiente: el delfín marinista alcanza los 40 puntos, mientras que la alcaldesa recibe 34 y Enrique Doger 30. La ventaja no alcanza para eludir todavía la contienda interna.

 

Sí: se dirá entonces que los números de la mención expresa sí establecen una ventaja definitiva respecto de los otros dos aspirantes pues Zavala con sus 26 puntos le saca 9 de ventaja a los 17 de Blanca Alcalá y los 5 puntos de Doger. Pero algunos expertos en opinión pública señalan que tal rubro no es significativo una vez que está contaminado por el porcentaje obtenido en el rubro de “conocimiento”. Y que en cualquier caso, además se requerirían estudios cualitativos sobre la imagen de cada aspirante tricolor, así como su contrastación específica con Rafael Moreno Valle, el más que probable candidato de Acción Nacional.

 

Hasta aquí nadie ha descubierto el hilo negro y cualquier analista mediano podría llegar a las mismas conclusiones. El verdadero descubrimiento, la mina de oro que subyace en la encuesta del CISO, es la presencia de Blanca Alcalá. El estudio confirma al extraordinario posicionamiento de la alcaldesa que, sin recorrer el interior del estado y contratar un telemarketing que promueva su nombre, representa la barrera que le permitiría a Zavala alcanzar los 10 puntos de ventaja de su inmediato perseguidor que en este caso correspondería a Enrique Doger. Por ello la urgencia zavalista por sacarla de la contienda.

 

Pero Enrique Doger también tiene prisa por sacarla. Sus propios cálculos muestran que en la encuesta de María de las Heras, en la que la alcaldesa no aparecerá, heredará el porcentaje correspondiente a Alcalá una vez que ambos disputan el mismo segmento del mercado electoral. Vaya, que sumará su propio porcentaje y el de la alcaldesa, consolidará la segunda posición y podrá presionar para la apertura de la contienda interna.

 

Así que en el fondo de la encuesta del CISO subyace una verdad expresada en otras columnas: Alcalá se convirtió en el “fiel de la balanza sucesoria”. Y mientras más se polaricen Doger y Zavala, ella saldrá ganadora. Los números no mienten.

 

 

*** Algunos comentarios a ¿Y quién podrá gobernarnos? “Sin haberme dirigido a ti en ninguna ocasión he seguido tu trayectoria desde hace varios años y leído tu columna casi diariamente. Estando o no estando de acuerdo contigo en algunos de tus comentarios nunca he dejado de reconocer tu profesionalismo, capacidad y estilo.

 

“El día de hoy en tu columna con el tema "La espada vengadora del Z" considero ha sido una de tus mejores y más verdaderas columnas que he leido tuyas. Desde la llegada del marinismo se ha convertido Puebla en una cloaca de corruptos y rateros. Su gente se ha dedicado a robar despiadadamente, a costa de todos los poblanos con nuestro dinero

 

“Te preguntas "Quién podrá gobernarnos".. Es demasiado difícil, pero ojala sea alguien que limpie de tanta porquería a Puebla. No me importa el Partido mas si la persona con dos requisitos indispensables: Eficiencia y Honestidad. De tus comentarios acerca de la Dip. Rocío García Olmedo también estoy totalmente de acuerdo contigo. Sin conocerla personalmente también he seguido su trayectoria desde hace varios años. Con todas las fortalezas y debilidades que pueda tener como cualquier ser humano considero es una mujer valiente, discreta, preparada y que cree en lo que hace y hace en lo que cree.


que lastima que personajes tan mediocres como Bailleres ataquen y traten de limitar a una mujer con las verdaderas y fuertes enaguas que tiene la citada Diputada.

“Gracias por tu atención y Felicidades por esta columna que conservare como algo realmente valioso. Rodrigo Peñaranda

 

“P.d.- Ojala algún día, dejemos los poblanos de quejarnos en las sobremesas y cafés, y tomemos medidas, para aniquilar a todos los corruptos y deshonestos funcionarios, que viven a nuestras costillas”.

 

 

> Columnas anteriores

 

 

 

 

 


       

 



     PUBLICIDAD